Rozenda Bernal

“Rozenda Bernal es mi nombre artístico. Soy María Araceli Silvia Trejo. Como yo canto ranchero, en la compañía para la cual grabé la primera vez, en el setenta y tres, decidieron ponerme así por ser un nombre más fuerte, como más ranchero. Cuando me dijeron cómo me iba a llamar no me gustó, tenía unos dieciocho años más o menos. Mi mamá fue cantante, yo desde que me acuerdo la escuchaba cantar, ella me fue impulsando. Cuando naces y escuchas la música y con una mamá que siempre está cantando, automáticamente empiezas a cantar sin darte cuenta. Así fue, yo la escuchaba y a los seis o siete años ya estaba yo también cantando. Soy cantante desde niña, toda mi vida he hecho lo que me gusta que es cantar. Aparte soy actriz también, he filmado poquito más de doscientas películas y como cincuenta discos. No he dejado de grabar, sigo grabando, ya no hago películas pero sigo cantando y mi carrera artística sigue igual. Nací en Tepic, ahí empecé a cantar. Mi niñez la viví en la calle Querétaro y Zaragoza, en el barrio de Acayapan. Ahí me crié pero nací por la calle Puebla, inicié mi carrerera muy chica. A los nueve ya cantaba profesional, había un salón de baile en Tepic, creo que se llamaba el Marquez, era el único que había. Llevaban artistas de México y ponían un artista local, yo era la local. En ese tiempo no estaba tan grande la ciudad y no tenía mucho más que los cines y ese salón. Cantaba también en la iglesia, nos quedaba cerca el templo de San José. Mi abuelito era muy católico y no me dejaba cantar en otro lado si no era ahí en la iglesia. Yo quería cantar en otros escenarios y me fui a Guadalajara, ahí tenía más oportunidades. Duré varios años en Guadalajara, ahí hice parte de mi carrera. En el setenta y cuatro canté en un palenque con Vicente Fernández, entonces yo le dije que quería hacer cine. Ya lo conocía de hacía tiempo, cuando todavía no era Vicente Fernández y yo estaba muy chica. Yo nunca había visto ni cómo hacían una película, pero yo quería hacer cine. Me dijo que me iba a meter a una película, pero pensé que no se iba a acordar. Como también era él coproductor, entré a mi primera película, La ley del Monte. Canté una canción y hablé muy poquito. Después de ésa, me llamaron para Me caí de la Nube, con Cornelio Reyna; tuvimos un gran éxito, con esa película me nombraron la estrella del cine nacional. Eso fue en el setenta y cinco, yo en el setenta y cuatro ya tenía mi éxito de La Silla Vacía, de Mi Lindo Nayarit. En el setenta y siete hice una película con Raúl Ramírez, hice ya un papel más grande. Filmé muchas películas. Me fui a la Ciudad de México porque la compañía de discos me dijo que ya tenía que estar allá. Al principio me daba miedo llegar al Distrito Federal tan joven, tenía como veintitrés años. Poco a poco me fui adaptando, grabé mis canciones, fue muy grande el éxito de La Silla Vacía y Mi Lindo Nayarit. Seguí grabando y haciendo más cine. Estuve unos veinticinco años en la Ciudad de México, trabajé en casi todos los palenques de la República. La contaminación que ya había en la Ciudad de México me estaba afectando mucho la garganta, me enronquecía. Me sugirió mi doctora que saliera de ahí y no tuve más remedio, en ese tiempo pensé en Los Ángeles porque habían puesto la ley para no fumar en lugares cerrados, me cayó de perlas. Mi carrera ha sido muy bonita, tengo una trayectoria grande. Vivo a gusto, voy a México a trabajar y allá me quedo un tiempecito. Estoy por grabar tres o cuatro discos y pues algunas presentaciones que tenemos en puerta para septiembre, el mes patrio. Gracias a Dios no falta el trabajito.”

Rozenda Bernal, 71 años
Actriz y cantante
Ella es #nayaritadelcentenario
(405)

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *